EL MUNDO AL BORDE DEL ABISMO

0
684
gerra mas cerca que la paz
gerra mas cerca que la paz

Una imaginaria destrucción de armas químicas
EL MUNDO AL BORDE DEL ABISMO

Autor Bernardo Ptasevich

Solo cuando salen a la luz asuntos como este se puede ver la real dimensión de los peligros que acechan al planeta. Por qué se necesita tanto tiempo en ver esta realidad cuando la producción de estas armas se viene realizando desde hace tantos años?

CONVENCIÓN DE ARMAS QUÍMICAS

Los países firmantes adheridos a la Convención de Armas Químicas toman el compromiso para destruir la totalidad de sus arsenales de gas sarín. Pero eso no es suficiente. No hay una obligación para destruir los ingredientes con los que esta sustancia se fabrica. El compuesto principal para elaborar gas sarín es “ metilfosfonil difluoruro”, una sustancia muy peligrosa que solo sirve para eso y no tiene ningún uso de utilidad pacífica. Este producto se convierte en gas sarín mezclandolo con alcohol de farmacia. Su status no esta bien regulado por la Convención lo que hace inefectivas las medidas adoptadas. Los miembros del Consejo de Seguridad deben cambiar inmediatamente las cláusulas al respecto y hacerlas cumplir rápidamente y al pie de la letra si no desean ver que su control se diluye como agua entre los dedos.

ARMAS QUÍMICAS SIN TERMINAR, un engaño del régimen sirio

Según datos recabados por el corresponsal Eduardo Suarez de El Mundo.es, los servicios de inteligencia de EEUU confirmaron en diciembre del año pasado que el régimen sirio guarda parte de sus armas químicas en lo que se conoce como ¨cápsulas binarias¨ dos receptáculos separados por una membrana que guardan alcohol y metilfosfonil difluoruro. Ambas sustancias sólo producen gas sarín cuando la membrana se rompe por una detonación. Hasta entonces se podría decir que no están entre las armas químicas del régimen sirio. Detectar esas cápsulas binarias sería una de la tareas más difíciles para los inspectores. Siempre y cuando pudieran entrar en el país.

LAS INDECISIONES DE BARACK OBAMA

Barack Obama decidió abandonar por ahora la amenaza militar. Es una medida de presión para que Assad entregue su arsenal químico. Parece que todos olvidamos que las armas químicas no es todo lo que Assad tiene para matar rebeldes, civiles o agredir en un futuro a sus vecinos. Pero Rusia ha convencido a La Casa Blanca y esta dio el visto bueno que permite eliminar cualquier referencia al uso de la fuerza de la resolución de la ONU para aplicar el acuerdo con Siria. Hay que recordar que el enorme arsenal químico sirio ha sido diseminado por todo el territorio y también sacado al exterior dejándolo en manos de sus aliados, algo igual de peligroso. La guerra civil tampoco hara facil el cumplimiento de las resoluciones. Hace solo unas horas Obama defendió en el Congreso la necesidad de atacar con la misma fuerza que hoy defiende retirar la opción de la violencia. Es que los ciudadanos estadounidenses le han dado la espalda y queda en evidencia la pérdida de fuerza y credibilidad del Presidente que tiene como motivo principal sus indecisiones permanentes y sus discursos siempre amoldados al interlocutor de turno. Los preparativos militares se frenaron y es poco probable utilizar nuevas amenazas por el momento lo que da un margen de supuesta tranquilidad en esa zona de Medio Oriente. Esta situación no agrega ni quita nada a la guerra civil. Los enfrentamientos seguirán produciendo muertos y heridos, no todo ha cambiado para el ciudadano sirio.

NO AMENAZAMOS PERO PODEMOS ACTUAR SIN LA ONU

En estos discursos altamente volátiles se desliza que eliminar la opción militar de la resolución de la O.N.U no significa que los Estados Unidos no vayan a actuar de forma unilateral y sin el consentimiento de esta organización. Ya lo ha hecho antes y lo han manifestado sin tapujos. Actuaremos aun sin el respaldo del Consejo de Seguridad en caso de considerarlo necesario. «El presidente cree que debemos mantener esta amenaza totalmente encima de la mesa», dijo este martes John Kerry, el secretario de Estado, en una audiencia ante la comisión de Fuerzas Armadas de la Cámara de Representantes. » Necesitamos saber que si esto no puede hacerse o si esto es un retraso o es un juego o no es real, vamos a hablar con una voz y vamos a pedirle cuentas al régimen de Asad. El uso de la fuerza no debe estar en absoluto fuera de la mesa», dijo entonces a los congresistas.

NEGOCIACIONES QUE NO ASEGURAN NADA
Guardar y destruir el arsenal químico de Siria podría tardar años debido a la complejidad logística y política. Las negociaciones puede demorar meses y obstruirse en cualquiera de las etapas. Kerry y Sergey Lavrov intentarán acordar el marco de semejante operación pero no son pocas las complicaciones que encontrarán para hacerlo. La propia O.N.U reconoce tener poca experiencia en vigilar y destruir estos arsenales. El envío de los papeles para firmar la convención es solo un paso burocrático. El Consejo de Seguridad no dará ningún paso hasta que no haya un acuerdo claro entre Estados Unidos y Rusia, el aliado comercial de Siria y su representante político ante el mundo. El presidente Obama mantendrá el despliegue de destructores en el Mediterráneo en posición ataque.

ISRAEL ANTE UN NUEVO E IMPREVISTO PANORAMA
Nadie en Israel cree en absoluto que la destrucción de armas químicas se va a realizar según lo programado. Assad es considerado un líder poco confiable aunque haya estado inactivo y silencioso durante muchos años referente su vecino judío. Esto ha sucedido porque convenía a sus intereses ya que por debajo de la mesa ayudaba a los terroristas con armas y todo tipo de logística que fuera útil para perjudicar a Israel. Ni el ejército, ni los políticos ni la ciudadanía creen absolutamente nada de esos posibles acuerdos pacíficos. Un Obama cada vez menos creíble, una Rusia claramente volcada a los intereses de sus clientes y socios estratégicos en la región, una Siria capaz de matar con gases tóxicos con tal de que Assad mantenga el poder. Un Líbano que permite la presencia de Hizbolah marcando sus pasos y dominando el panorama tanto en lo militar como en lo político por la fuerza de sus armas, un Hamas dormido pero preparándose en silencio para tirar todo lo que tenga en el momento adecuado. Un Egipto revolucionado dirigido ahora con mano de hierro por el Ejército que trata de excluir a Los Hermanos Musulmanes de la escena política pero que no ha logrado siquiera dar tranquilidad social en la población. Todo un panorama en el que Israel no puede ni debe bajar los brazos, en el que debe estar listo para la posible defensa real de su territorio y sus habitantes. Un costoso proceso de mantenerse siempre alerta que es imprescindible a pesar de la firma de cualquier acuerdo. No olvidemos que los árabes son especialistas en no cumplirlos y en no respetar la firma de ningún documento. La historia nos cuenta sobre esta realidad. Si alguna vez pensamos que podíamos contar con los Estados Unidos en forma incondicional, es hora de que vayamos tomando nota de las actitudes de sus gobernantes. Israel depende de si mismo y nadie más concurrirá en su ayuda salvo que convenga a sus intereses coyunturales.

Editoriales de bernardo ptsevich