EEUU O RUSIA, “OBAMA, O PUTIN”

0
1391

LAS POTENCIAS SE DISPUTAN LA INFLUENCIA EN MEDIO ORIENTE  

 

Autor: Bernardo Ptasevich

 

CUIDAME DE MIS AMIGOS QUE DE LOS ENEMIGOS ME CUIDO SOLO

 

Si un amigo pone como condición que no seas amigo de otro, las cosas se complican. Este hipotético caso puede darse muy pronto en las relaciones internacionales de Israel. Sus conversaciones con Rusia referente a la actualidad están atadas a la opinión estadounidense.  No es que Putin quiera de repente ser nuestro amigo y aliado, el ya tiene los suyos y son justamente nuestros enemigos. Si vemos el vaso medio vacío, podemos pensar que los rusos sumados a nuestros enemigos son un problema aún mayor. Pero si vemos el vaso medio lleno podemos pensar que ellos pueden llegar a contener el accionar de Irán, Siria y Hezbollah. En ambos casos, Putin se estaría convirtiendo en una especie de árbitro, ese que si quiere te cobra un penal que no existe o deja sin sancionar un evidente offside.

 

SIRIA ES CADA VEZ MÁS UNA BASE MILITAR RUSA

 

El territorio sirio se llenó de armamento y militares rusos. Estos a su vez comparten tareas con altos cargos iraníes que también hacen turismo bélico por esa zona. Imágenes satelitales de la agencia de inteligencia de los EEUU han identificado aviones de combate Sukhoi Su-24, Su-25 y Su-30 en la base aérea rusa de Latakia. En la red también aparecen videos mostrando el aterrizaje en pistas sirias de los bombarderos más modernos que son los Su-34 también llamados Fullback por la OTAN. La presencia de estos aviones sofisticados muestra hasta dónde están dispuestos a participar en el conflicto. El territorio Israelí si bien no es un objetivo, está ahora al alcance de la aviación rusa para el caso de que Putin entienda que Netanyahu obstruye sus planes, lo cual lo convierte en una latente y peligrosa amenaza a tomar en cuenta. Las alturas del Golán aparecen como el punto más expuesto a las nuevas circunstancias. En los primeros ataques contra los terroristas, Rusia no se ha fijado demasiado si sus objetivos eran del ISIS o de grupos llamados moderados. Ellos no están acostumbrados a pedir permiso ni a dar explicaciones muy diferente a lo que han debido hacer Barack Obama y la coalición que han actuado hasta ahora con resultados casi nulos. La rapidez de sus ataques son una de las claves de su éxito. Si podemos sacar algo positivo de las primeras incursiones es la destrucción de depósitos con armamento. Pero el resultado de la participación rusa aún está por verse. Se supone  que Assad saldrá reforzado a la vez que aumentará al máximo su dependencia de Putin. El hecho de que Rusia no consultó ni a la ONU ni a nadie sobre su accionar hace impredecible el futuro inmediato. Nadie sabe a ciencia cierta hasta dónde quieren llegar, pero no son de los que meten un pie en el plato y después lo sacan. Van a pretender que el costo económico y político que están asumiendo sea proporcional a los beneficios. Siria es uno de sus principales clientes y deudores, al igual que Irán. No van a dejarlos caer porque moriría la posibilidad de cobrar y de seguir generando ganancias. La situación económica en Rusia no es muy buena. Si pierden lo que les deben y los clientes que mantienen en funcionamiento gran parte de su industria, aumentaría el grave problema interno.

 

CÓMO VAN A REACCIONAR EUROPA, LA ONU Y LOS EEUU

 

Putin ha logrado dar un golpe de efecto muy grande en muy pocos días. Hoy nadie habla de muertes civiles ni de niños, a pesar de que en tantos bombardeos es imposible que no haya sucedido. Nadie habla de genocidio, de matanza indiscriminada, de cacería humana, ni de todos los adjetivos que son exclusivos para el ejército israelí. A nadie en el mundo le importa las muertes de ciudadanos sirios, ni a los unos ni a los otros. No les vale para publicidad, no les sirve para demonizar a los judíos, no vende en los medios (como cuando Israel se defiende de los terroristas), no es negocio. La ONU por ahora “ mutis por el foro”, y USA parece haber sido sorprendido mientras estaba en la luna de Valencia. No hay reacción, no saben lo que hacer. Putin les quitó el caramelo de la boca sin pedir permiso, sin previo aviso. En los próximos días quizás empecemos a ver las tardías reacciones. Para ese entonces, la aviación rusa habrá destruido bastante infraestructura del ISIS, lo cual es bueno para casi todo el mundo. De paso fortalecerán al gobierno de Assad intercalando también ataques a rebeldes moderados, (si los hay).  Assad no es nada moderado y  tampoco hay terroristas moderados entre los rebeldes. Lo que sí puede haber es causas extremas en las que ciudadanos sirios se vean obligados a unirse con estos grupos. A muchos no les habrá quedado alternativa y tuvieron que decidir entre sumarse o morir. Así pasó en los territorios que ISIS y los supuestos rebeldes moderados iban conquistando. O te sumas o todos mueren ahora mismo. Nadie quisiera estar en ese sitio, tener que tomar esa decisión, porque al sumarse también compraron la muerte, solo que el pago será diferido, poco o mucho tiempo. Nadie podrá explicar que es parte de una organización terrorista por esa circunstancia con lo cual sus horas están contadas y su destino en manos de cualquiera de las partes. Difícil que puedan volver a integrarse en una vida civilizada.

 

DE INESTABILIDAD CONOCIDA A UNA IMPREDECIBLE

 

El Medio Oriente estaba convulsionado y con una gran inestabilidad. Pero se conocían las reglas del juego, quienes por aquí y quienes por allí. Quienes son los enemigos de los que había que cuidarse, que potencial militar tenía, como han actuado anteriormente y cómo podrían actuar. De golpe y porrazo esto ha cambiado. Hoy lo único que pueden saber los analistas es que el ISIS será debilitado en mayor o menor medida. El resto es todo una incógnita. Hay un sinfín de posibilidades y variables que pueden llevar las cosas de un lugar a otro. Tomar decisiones o establecer políticas en estas condiciones es jugar a la lotería, o mejor dicho a la ruleta rusa. Habrá que estar muy atentos y aun así es muy fácil equivocarse. La politica de B.Obama para la zona ha fracasado. Netanyahu no ha leído a tiempo, (si es que se podían medir), los cambios que se iban a producir. La posibilidad de la intervención Rusa no era tan secreta para un gobierno como el Israelí que se jacta por tener buena información e inteligencia. De repente nos encontramos ante un nuevo panorama, complejo y peligroso. Veremos ahora cómo actúan los líderes mundiales y cómo actúa el gobierno de Israel. De una vez por todas Netanyahu tiene que abandonar su personalismo para coordinar con la mayoría de los líderes del país los próximos pasos que afronten la situación. Si las medidas adoptadas son acertadas o equivocadas que sean de todos. Es momentos de unir y no de separar. Los israelíes debemos afrontar juntos esta circunstancia y para ello hace falta dejar de lado la hipocresía y los liderazgos mesiánicos. Está claro que nos vamos a defender a toda costa. TODOS SOMOS ISRAEL.